Delegaciones


Pastoral Juvenil


Delegado: P. Roberto Arenas



Al finalizar el año 2018, los jóvenes que caminamos y crecemos en la Diócesis de Socorro y San Gil, en el contexto de la meta Diocesana y mediante la vivencia de momentos celebrativos especiales, la aplicación de los subsidios recibidos; los encuentros parroquiales, arciprestales, diocesanos y nacionales; las experiencias misioneras en colegios barrios y veredas, la participación activa en la vida y organización de la comunidad Eclesial y parroquial, y la conformación de los comités parroquiales y el movimiento juvenil parroquial y Diocesano:

• Hemos crecido en el conocimiento de la persona de Jesucristo, el amigo bueno que nos conduce por el camino de la felicidad verdadera y nos lleva a la realización de una vida plena en el amor.

• Nos sentimos miembros de la Iglesia instituida por Jesucristo y cercanos a la vida y actividades de la parroquia y la diócesis.

• Nos sentimos comprometidos en la construcción de una sociedad nueva cimentada en los valores del Evangelio.

• Contamos con un grupo de jóvenes debidamente preparados que piden al Señor obispo sean reconocidos en este ministerio.

Con el fin de vivir la experiencia de Iglesia Pueblo de Dios en comunión y misión permanente que se crece a la vivencia de los valores del Reino.



JUSTIFICACIONES DE LA META


La pastoral juvenil ocupa un lugar destacado en la programación que cada año se hace en las diversas comunidades parroquiales. Su enfoque ha sido primordialmente en la línea de creación de grupos o comunidades de jóvenes que se proyectan en el trabajo parroquial especialmente en tiempos fuertes. Este trabajo no encuentra mucha continuidad, careciendo de continuidad y por lo tanto de eficacia.

Existen muchas instituciones no eclesiales (estatales y privadas) con las cuales no se ha podido realizar un trabajo mancomunado, respondiendo a diversos intereses, causando cansancio y dispersión de fuerzas en el trabajo con la juventud. En la gran mayoría de comunidades parroquiales no se han renovado los métodos de convocación y seguimiento de los jóvenes y no se hacen esfuerzos significativos para llegar a todos.

No se ha sabido aprovechar la catequesis previa al sacramento de la confirmación como el espacio propicio para la pastoral juvenil. A causa del ambiente de descristianización que vive nuestra sociedad y de la falta de una metodología apropiada para llegar a los jóvenes con el mensaje de fe, la pastoral juvenil, no ha logrado que la mayoría de éstos llegue a una verdadera opción por Cristo que les permita descubrir su vocación de servicio al interior de la sociedad y de la Iglesia. Generalmente, se alejan de toda práctica eclesial y caen en la total apatía frente a las realidades cristianas, lo cual les impide construir cristianamente su vida y contribuir a la construcción de la civilización del amor.

Obstáculos

La juventud es frágil y fácilmente manipulable frente a las propuestas que la sociedad de consumo les presenta a diario.

• Su mentalidad choca con las otras generaciones, no siempre saben estar juntos con los niños, los adultos y los ancianos.

• Propio de esta edad es la inestabilidad, que los hace ver como ajenos al compromiso.

• La concepción que se tienen tanto en la Iglesia como en la sociedad frente a ellos al verlos como “futuro” y no como “presente”, lo que impide brindarles espacios de participación y canales de comunicación.

Potencialidades

La facilidad para agruparse y generar iniciativas.

• La presencia y la participación de los jóvenes en el deporte, la cultura, la recreación, la utilización de la informática.

• La sensibilidad por la justicia y la libertad presentes en esta etapa de la vida.

• La búsqueda permanente de identidad que lo hace siempre abierto a las propuestas.

• Hay conciencia de que hay que trabajar con el joven.



La Pastoral Juvenil es la acción de la Iglesia para ayudar a las y los jóvenes a descubrir, a seguir , y anunciar a Cristo (Aparecida 282), dentro de comunidades concretas por medio de proceso integrales de formación (Aparecida 276), hasta conseguir una madurez tal que los capacite para optar vocacionalmente en la Iglesia, en uno de los estados de vida, Sacerdotal, Religioso o Laical, y comprometerse históricamente en la liberación integral del ser humano en la sociedad, llevando una vida de Comunión y Participación (Aparecida 364 y 446).



Necesitamos llegar a:

• Conocer de manera seria y profunda la realidad de nuestra juventud.

• Una apertura de mente y corazón para con la juventud a nosotros confiada.

• Confiar en el joven para integrarlo a la vida de la comunidad con campos de acción activos y efectivos.

Suscitar procesos de acompañamiento y formación para los jóvenes, haciéndolos protagonistas de su historia personal y comunitaria.



1. Fortalecimiento de los comités existentes y conformación en las parroquias donde aún no existe. Cuándo: Febrero. Responsable: delegación, EDAP, Párrocos.

2. Celebración y vivencia del camino cuaresmal y pascual. Cuándo: Febrero y marzo. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos y Comités.

3. Jornada Parroquial de la juventud, con el tema “Bienaventurados los limpios de corazón porque ellos verán a Dios” (Mateo 5,7). Cuándo: Abril y mayo. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos y Comités.

4. Encuentro de la Delegación con los jóvenes que se están preparando para la Confirmación en cada parroquia. Cuándo: Durante el año. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos, Comités y Catequistas.

5. Encuentro diocesano de personeros estudiantiles. Cuándo: 08 de mayo. Responsables: delegación, EDAP, Párrocos y comités.

6. Encuentro de dos días con los comités parroquiales por arciprestazgos. Cuándo: Abril y mayo. Responsables: Delegación, EDAP, Arciprestes, Párrocos y comités.

7. Congreso Diocesano de Jóvenes. Cuándo: octubre. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos y comités.

8. Celebración en cada parroquia del mes y el día de la juventud. Cuándo: Agosto 12. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos y Comités.

9. Misión juvenil, con jóvenes y para todos los jóvenes. Se realizará en todas las parroquias de la Diócesis. Cuándo: mes de octubre. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos y comités.

10. Campeonato parroquial y diocesano de Golombiao. Cuándo: Durante el año. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos y Comités.

11. Sensibilización a la conformación de las comunidades juveniles parroquiales y del movimiento juvenil diocesano. Cuándo: Durante el año. Responsables: Delegación, EDAP, comités y párrocos.

12. Celebración de la Fiesta de la Sagrada Familia. Cuándo: último domingo del año. Responsables: Delegaciones de pastoral juvenil, niñez, familiar, CEM y párrocos.



Anterior Menú Siguiente